Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida

La práctica Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida fue la tercera práctica que realicé. Aunque se realizó en la clase de Hematología, bien podría haberse realizado en cualquier otra asignatura. Ésto es debido a que se trata de una práctica general de aprendizaje del manejo del microscopio.

Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida

Título

Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida

Objetivos

  • Familiarizarse con el uso del objetivo de inmersión.
  • Aprender el manejo correcto del aceite de inmersión.
  • Aprender a enfocar correctamente la imagen con el objetivo de inmersión, haciendo uso del aceite de inmersión.

Fundamentos

Un microscopio óptico es un instrumento que permite observar objetos que son demasiado pequeños para ser observados a simple vista. Para ésto se utiliza un juego de lentes complejamente dispuestas junto con otras piezas que conforman el microscopio. (Ver fundamento de la práctica “Técnica de manejo del microscopio de campo brillante con objetivos secos”).

El objetivo de inmersión (100X) está compuesto por un complejo sistema de lentes. Para observar a través de este objetivo es necesario el uso de aceite de inmersión entre el objetivo y la preparación. De esta manera la lente frontal entra en contacto con el aceite.

Esto es necesario cuando el diámetro de la lente es muy pequeño. Los rayos se refractan al cambiar de medio y parte de ellos no llega a la lente frontal del objetivo. Para evitar este hecho se utiliza el aceite de inmersión.

Con el aceite de inmersión se aumenta el poder de resolución del microscopio, que es la capacidad que tiene una lente de mostrar detalle e inversamente proporcional a la distancia mínima (d).

Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida

Donde λ es la longitud de onda y AN es la apertura numérica. Ésta se puede calcular a través de la siguiente fórmula, donde IR es el índice de refracción del medio:

Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida

El índice de refracción del aceite de inmersión es mayor que el del aire. Dicho índice es de 1.5 aproximadamente, y al aumentar el IR, aumenta también la apertura numérica (AN), disminuyendo, por tanto, la distancia mínima y aumentando el poder de resolución.

Uso del aceite de inmersión

Para utilizar el aceite de inmersión con un objetivo destinado a tal fin, se echa una gota sobre el portaobjetos y se acerca éste hasta el objetivo para que tome contacto con el aceite, y de este modo se impregne.

Después de la observación es muy importante la limpieza tanto de la preparación como de la lente del objetivo. Ya que han estado expuestos al aceite de inmersión es de vital importancia que realicemos una buena limpieza.

Para la limpieza del objetivo se humedece una tela suave, que no deje restos, con un líquido de limpieza de lentes. El líquido debe estar compuesto por una mezcla de alcohol y éter en una proporción de 3:1.

La preparación se limpia con papel de filtro o papel de fumar. Se palmea la gota de aceite hasta que ésta quede absorbida por el papel. Nunca se debe arrastrar el papel ya que correremos el riesgo de dañar la preparación.

Material

  • Extensión fijada y teñida.
  • Aceite de inmersión.
  • Microscopio óptico.
  • Papel de filtro y paño que no deje rastro.
  • Líquido limpiador de lentes.

Técnica

  1. Colocamos la preparación fijada y teñida seleccionada en la platina.
  2. Con los objetivos secos observamos la preparación y comprobamos la calidad de la extensión.
  3. Bajamos la platina lo máximo posible y colocamos el objetivo de 4X. De este modo tendremos espacio suficiente para trabajar con el aceite de inmersión.
  4. Colocamos una gota de aceite de inmersión sobre el portaobjetos.
  5. Subimos la platina hasta que el aceite de inmersión haga contacto con el obetivo de 100X. Éste objetivo debe estar colocado previamente como objetivo de uso.
  6. Desplazamos el carro extendiendo el aceite de inmersión sobre un pequeño área de la preparación.
  7. Enfocamos la preparación.
  8. Identificamos los hematíes y los leucocitos.
  9. Limpiamos la preparación como se ha explicado en el fundamento de la práctica.
  10. Limpiamos el objetivo de inmersión con el paño y el líquido limpiador de lentes.

Resultados

Los resultados de la observación serán presentados en forma de imagen. En cambio, los resultados de la técnica de uso del aceite de inmersión serán presentados en video.

Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida

En la foto anterior podemos observar la preparación y el botecito de aceite de inmersión. La preparación es un portaobjetos con una extensión sanguínea fijada y teñida. Las imágenes proceden de varias preparaciones, es decir, la técnica que veremos en el video se realizó con varias extensiones.

Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida

En esta imagen, ampliada con la óptica de la cámara, podemos apreciar varias cosas. Por una parte observamos un linfocito, el único leuco existente en el campo fotografiado. Por otra, podemos apreciar una anisocitosis plaquetaria, ya que las dos plaquetas son de tamaño diferente. Y por último, vemos los hematíes apilados en rouleaux o pila de moneda.

Para valorar si la disposición de los hematíes es patológica o fruto de una mala extensión, habría que pasearse por toda la extensión y valorarlo. La anisocitosis plaquetaria también habría que observarla en toda la extensión.

Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida

En la imagen podemos apreciar claramente un eosinófilo maduro, con su núcleo en forma de gafa y su granulación rojiza. También apreciamos una plaqueta de mayor tamaño que las demás. Para confirmar o descartar una anisocitosis plaquetaria habría que recorrer toda la extensión.

Algunos hematíes aparecen con apariencia de equinocitos, con espículas en su membrana. Para descartar una posible equinocitosis habría que recorrer toda la extensión. La causa probable de la apariencia de esos hematíes sería una extensión de mala calidad, una mala gestión de la tinción o una mala conservación de la muestra.

Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida

En la imagen se ve claramente un linfocito como único leucocito del campo. Los hematíes aparecen en forma de equinocitos, debido, de nuevo, probablemente a una extensión de mala calidad, una mala gestión de la tinción o una mala conservación de la muestra.

La flecha de la derecha señala a una plaqueta superpuesta encima de un hematíe. Se diferencia de cualquier inclusión debido al halo blanco que la rodea.

Observaciones

Pudimos comprobar las diferencias entre el objetivo seco de 40X y el objetivo de inmersión de 100X, usando en éste objetivo el aceite de inmersión.

A la hora de utilizar aceite de inmersión, también hay que tener especial cuidado con la cantidad que se utiliza del mismo. Si utilizamos mucho aceite de inmersión aumentará considerablemente la dificultad de limpieza de la preparación y del objetivo de inmersión, aumentando, además, la posibilidad de dañarlos durante su limpieza.

2 comentarios en “Observación al microscopio de una preparación fijada y teñida

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies